miércoles, 27 de agosto de 2008

Charles

Garcia fué noticia otra vez ayer cuando sus seguidores fueron a hacerle el "aguante" a la clínica neuropsiquiátrica Avril del barrio porteño de Almagro.
Yo me pasé, ya que tenía que ir por ese lado y como vivo a 10 cuadras de dicho lugar, me pasé de chusma a ver que onda.
Era lo que me esperaba, 30 o 40 fanas de Charly cantando canciones, mientras miraban "arriba" o sea hacia un piso alto de un edificio de cinco pisos aproximadamente.
Estuve diez minutos y me fuí. No me sentía mucho parte de eso, más allá de que si soy admirador de Garcia y que hasta escuché sus canciones al taco ayer a la noche como se había pedido que se haga, pero estar a los gritos, en medio de la calle con autos que pasaban igual y con vecinos enojados por que querían dormir y pacientes que deben estar ahí, con problemas psiquiátricos no me pareció muy alegre y me fuí.
Ayer leí una nota en el diario ese nuevo gratuito "El argentino" una nota de Polimeni donde decía que no quería ver que Charly salga "reformado" como quieren ciertos medios o parte de la sociedad, con el pelito planchado, gordito, padre de familia, retirado o como el perdiodista dijo "como otro ladrillo en la pared" haciendo obvia referencia a la canción de Pink Floyd.
Bueno no, nadie que le guste Garcia quiere eso, pero de ahí a que vuelva a su faceta noventosa otra vez del ya ultra gastado Say no more y toda esa rutina de rock star que se tira un pedo y dice que es música de vanguardia no, por favor, eso de nuevo no.
Charly Garcia tuvo tres claras etapas en su carrera, la primera y mas lúcida que va desde su primer disoc con Sui del '72 hasta su primer trabajo solista en el '82, luego la del músico un poco mas descontrolado pero aún muy a la vanguardia que va de Clics modernos del '83 a su disco conceptual?.. La hija de la lagrima del '93, para luego su final etapa de puero descontrol merquero y menemista que va de Say no more del '96 hasta la actualidad.
El último disco de Charly de estudio fue Rock and roll yo, del '03 y después de eso nada, silencio.
Ok Polimeni, no queremos un artista edulcorado y funcional, pero si queremos por el bien de él y de todos los que lo admiramos un Charly otra vez lúcido que vuelva a demostrar que es un grande y no que se duerma y viva de sus glorias pasadas. Queremos que Charly les tape y nos tape la boca a todos demostrando que no se durmió una mierda en los laureles y que nos sorprenda con otra obra maestra como muchas veces en el pasado lo supo hacer, año tras año.
No queremos mas mártires del rock, queremos rock, con Tanguito, Luca, Miguel Abuelo y Pappo ya bastan los martires.

2 comentarios:

meridiana dijo...

Opino como vos, me gustaría ver un Charly que pueda darnos los lujos musicales que forman parte de la historia de cada uno. Esos que llevábamos a cualquier lado, esas canciones que daban vueltas por nuestras cabezas días enteros. Me gustaba ese Charly. Yo quiero al talentoso, no quiero ver mas al quemado.

Te mando un saludo zodiacal ya que compartimos el mismo signo.
Un beso

Vanesa Aldunate

apolodoro dijo...

hola vane.. gracias por pasar por "Cama", si creo q lo mas sano para todos como sociedad es esperar q vuelva con todo y nos vuelva a deleitar con su música, q eso no es ser "un ladrillo en la pared"..

gracias por dejar tu comentario, un abrazo
y aguante el chancho !! yo soy de agua.. ud?
besos